Cultura

El budismo y sus orígenes

El budismo y sus orígenes

Mucho se ha hablado del budismo y su gran influencia en Asia como una de las religiones que, por mucho tiempo, fue la de mayor hegemonía en el lejano oriente; por eso traemos para ustedes un especial del budismo en Asia desde sus orígenes hasta su práctica en distintos países.

 

¿Qué es el budismo?

 

El budismo es tanto una religión como una doctrina filosófica y espiritual no teísta. Es decir, no plantea la existencia de un dios o un creador específico. Pertenece a la familia dhármica de creencias provenientes de la India

Como filosofía, apunta al ascetismo, esto es, la purificación del alma mediante la negación de los placeres materiales o abstinencia de ellos, así como en la contemplación. Esto se basa en los antiguos sistemas de creencias de las religiones védicas (época anterior al budismo).

En esta doctrina existen un conjunto de tradiciones, creencias, ritos y prácticas espirituales que varían según la rama del budismo a la que pertenezcan. Todas ellas tienen en común las enseñanzas de Siddharta Gautama, un asceta y maestro espiritual mejor conocido como Buda.

Cabe destacar que el budismo no se centra en la reverencia o devoción de ningún dios, sino en el desarrollo espiritual individual y personal. Esto se logra a través de la contemplación profunda de la vida, de la práctica del desapego, la meditación así como de la trascendencia de los placeres y deseos mundanos.

 

Orígenes del budismo

 

El budismo remonta sus orígenes al noreste de India entre los siglos VI y IV a. C. en  un momento de grandes cambios sociales e intensas actividades religiosas.

La religión brahmánica imperante (perteneciente a las castas superiores) se hallaba en un momento de crisis. Con un clima propicio para las transformaciones culturales, muchos estudiosos tendieron a la reinterpretación de los textos védicos, mientras otros experimentaron con nuevas formas de misticismo.

Durante el siglo III a. C. las enseñanzas del maestro y fundador del budismo, conocido como Buda, se expandieron rápidamente hasta convertirse en la religión mayoritaria. Finalmente, el emperador indio Aṥoka la proclamó la religión oficial de su gobierno.

 

Budismo en Asia

 

Ahora que ya conocemos de los orígenes del budismo podemos analizar cómo fue que se extendió en todo el contintente asiático, en países como Corea, Japón, Tailandia, China e incluso más allá.

El budismo imperó en la India hasta el siglo VII d. C. En ese momento  sufrió un dramático descenso en el número de practicantes debido a las invasiones de los hunos halcón y al enfrentamiento con otras religiones védicas, como el hinduismo.

Sin embargo, su importancia en las naciones vecinas fue en aumento. Como consecuencia, en el siglo XIII prácticamente desapareció de la India, pero se había propagado al Asia central y del sureste, gozando de seguidores en China, Corea, Japón y Tailandia.

Además de constituir uno de los pilares de la cultura espiritual asiática, a partir del siglo XX se volvió también popular en Occidente. La naturaleza universalista de sus creencias le  permitió adaptarse a diversas culturas, lenguas y sociedades. Así se convirtió en una de las religiones más grandes del mundo.

 

Principios filosóficos del budismo

 

Como ya te comentamos previamente, el budismo como doctrina puede variar enormemente dependiendo de la rama que se practique, pero usualmente contempla los mismos principios filosóficos, que pueden resumirse en:

  • Las tres marcas o las tres realidades. Según el budismo, la naturaleza del mundo de lo percibido, es decir, del que arrojan los sentidos, se define por tres características fundamentales: Anitya (impermanencia), Anātman (insustancialidad) y Duḥkha (sufrimiento, descontento).
  • El karma. Toda acción intencional, según el budismo, crea uno o varios efectos que se percibirán luego, cuando las circunstancias sean las correctas. El karma puede ser “bueno” o “malo”, dependiendo de la naturaleza de la acción, y se puede manifestar según cuatro tipos: 
    • El karma oscuro con resultado oscuro
    • Un karma brillante con resultado brillante
    • El karma oscuro y brillante con un resultado oscuro y brillante
    • Un karma ni oscuro ni brillante con un resultado ni oscuro ni brillante

Así el karma se da en una variedad de motivaciones complejas. El karma determina el destino previsible de las personas en base a cuatro tipos:

  • Quien hace el mal y va a un infierno, estado de degeneración o renacimiento inferior.
  • El que hace el mal y va a un cielo, estado feliz o renacimiento superior.
  • Aquel que hace el bien y va a un cielo, estado feliz o renacimiento superior.
  • Quien que hace el bien y va a un infierno, estado de degeneración o renacimiento inferior.

Debe notarse que cielo e infierno no tienen que ver con destinos luego de la muerte, sino estados del espíritu.

  • Samsara. Las religiones occidentales, tienen una concepción del tiempo lineal y al final de la vida vendría una recompensa o un castigo. Por el contrario, el budismo contempla un tiempo circular, que se repite eternamente en un ciclo de nacimiento, sufrimiento y reencarnación, conocido como Samsara.
  • Nirvana. El estado de iluminación espiritual al que todo budista aspira. Se explica en términos místicos como la elevación por encima de la rueda eterna de nacimiento, sufrimiento, muerte y reencarnación.

 

Símbolos del budismo

Es común el uso de símbolos que representen la práctica o enseñanza del budismo, como son:

  • La rueda del Dharma. Conocida como dharma chakra, representa el Noble Camino Óctuple que Buda enseñó a sus discípulos.
  • El nudo sin fin. Llamado srivatsa en sánscrito y empleado en el budismo tibetano, simboliza la eterna sabiduría de Buda, ya que no tiene ni principio ni fin.
  • El árbol de Bodhi. Se trata del árbol en el que Buda se sentó a meditar en Bodh Gaya, hasta alcanzar la iluminación.
  • La flor de loto. Símbolo de la pureza mental que flota por encima del lodo de lo cotidiano.

 

Escuelas del budismo

 

El budismo tiene tres escuelas que corresponden a ramas diferentes:

  • Therevada. La “doctrina de los ancianos”, es la vertiente más conservadora respecto al dharma (doctrina) y vinaya (disciplina monástica). Se desarrolló tempranamente en Sri Lanka y luego se expandió al resto de Asia.
  • Mahayana. Practicado en China, Japón, Tibet, Corea, Vietnam y Taiwán, inició en el siglo I d. C. y comprende las enseñanzas de Buda más como un método que como una doctrina.
  • Vajrayana. Nacido del Mahayana, se diferencia de éste en la adopción de “métodos hábiles” o upaya, como los mantras, los tantras, mandalas y otras formas de visualización.

Así podemos observar como el budismo, desde sus orígenes y a pesar de ser la misma religión, tomó formas y caminos diferentes en los distintos países en los que se practica. Esto debido a que cada uno de ellos han adoptado la forma de budismo que mejor se adapta a sus propia culturas y costumbres. 

Comentarios
About Author

Joey Rivas

-Lic, en Administración por la UNAM -Certificado en idioma coreano y chino -Interprete y traductor -Apasionado de la cultura asiática

X